Cómo bonificar hasta el 100% cursos de idiomas en tu empresa con FUNDAE

Si en la anterior entrada del blog de Blue Parrot School hablamos sobre las ventajas de contratar un curso de inglés para empresas, hoy vamos a centrarnos en cómo bonificar cursos de inglés u otros idiomas a través de FUNDAE, una de las dudas más recurrentes cuando se trata de realizar un curso para empresa.

¿Qué es la FUNDAE?

Empecemos por lo básico: La FUNDAE (antiguamente llamada Fundación Tripartita), que es como se conoce, por su acrónimo, a la Fundación Estatal para el empleo, parte de la premisa de que la formación constituye un pilar básico para la competitividad de las empresas. Por ello, ofrecen una ayuda destinada a formar a la plantilla, a través de una bonificación en las cuotas que se abonan a la Seguridad Social, dejando en manos del empresario organizar la formación o legarla a una empresa externa, como sería el caso de Blue Parrot School.


La particularidad que destaca en este programa de ayuda es que posibilita a las empresas formar a sus trabajadores a cargo del saldo formativo eligiendo la formación a realizar, con quién realizarla y cuándo realizarla. Por eso también se conoce a esta formación como formación programada o demanda.

Acceso bonificado a la oferta formativa

Decía Henry Ford que «Sólo hay algo peor que formar a tus empleados y que se vayan. No formarlos para que se queden”. Si el padre de una de las cadenas automovilísticas más importantes de la historia, así como del sistema de producción actual no suena convincente, escuchemos a los empleados: El 94% de ellos, según los últimos estudios, asegura que se quedaría más tiempo en su empresa si ésta invirtiera en sus competencias lingüísticas.



Así pues, sólo nos queda especificar el detalle sobre cómo bonificar cursos de inglés a través de FUNDAE, y obtener con ello acceso a la formación programada a cargo del crédito anual de formación.

Tengo una empresa: ¿puedo beneficiarme de estos créditos de FUNDAE?

Cada empresa con trabajadores cuenta con un crédito o saldo que puede destinarse a cursos de formación, y que es acumulativo para el ejercicio siguiente solo en caso de empresas de menos de 50 trabajadores. El porcentaje del costo total que cubren los créditos dependerá de varios factores, entre los que se encuentra la plantilla media de la empresa y el número de participantes, siendo más elevada la cantidad cubierta para micro-pymes (en muchos casos, las bonificaciones  pueden llegar a alcanzar hasta el 100%).

Por otro lado, todos los trabajadores en régimen general pueden participar de estas formaciones siempre que tengan relación con su puesto de trabajo y actividad en la empresa, incluyendo a trabajadores por cuenta ajena, trabajadores fijos discontinuos en periodo de no ocupación, trabajadores que acceden a situación de desempleo cuando se encuentran realizando formación, trabajadores acogidos a regulación de empleo en sus períodos de suspensión de empleo por expediente autorizado, o trabajadores afectados por medidas temporales de suspensión de contrato por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción, en sus períodos de suspensión de empleo. Quedan fuera de la aplicación de estas bonificaciones trabajadores en régimen de Autónomos o asimilados y aquellos de las Administraciones Públicas.

Optimización de la Bonificación FUNDAE

Para optimizar los beneficios de la bonificación con FUNDAE, lo más recomendable es acudir a un gestor de formación o Entidad Organizadora. Este gestor se encargará de todos los trámites previos, y te asesorará con todo lo relativo a la bonificación de cursos, que puede llegar hasta el 100% del coste formativo.

Lo primero que hará un gestor, tras la firma de un contrato previo, es consultar el crédito disponible para posteriormente, con el plan de formación, optimizar el crédito, así como para ponderar las diferentes modalidades de formación y el rédito que se obtendrá de ellas, siempre bajo el paraguas de un análisis certero de necesidades.

Una vez hecho esto, el siguiente paso es informar a la RLT (en caso de que la hubiese) y dar el alta el curso en el aplicativo de FUNDAE, donde se comunicará toda la información relativa al curso.

En este punto, debemos hacer un alto para diferenciar entre entidad formadora y entidad organizadora o gestor externo. Una entidad organizadora o gestor externo es quien gestiona todo lo relativo a esa formación de cara a FUNDAE, pero es la entidad formadora la que imparte a la empresa las clases de formación. El gestor no se encarga de la formación, sólo tramita la bonificación, y la Entidad Organizadora en cambio es formadora y gestora a la vez.

Blue Parrot School es Entidad Organizadora y actúa también como entidad formadora registrada en el SEPE. Una vez contratado el curso, se encarga de planificar, gestionar la bonificación e impartir la formación, para lo que pone a disposición de la empresa todos sus medios técnicos y físicos, incluyendo clases online, clases mediante aula virtual, presencial in company o en sus centros de idiomas en Madrid y Málaga, con profesores nativos o bilingües certificados. Tras la finalización de las formaciones se encarga de comunicar la finalización de la formación y enviar toda la documentación para aplicar la bonificación correspondiente, de manera que tu empresa y los empleados no tienen que hacer nada, sólo aprender.

 

***

En Blue Parrot School, escuela de idiomas, estamos especializados en la gestión y formación de cursos bonificados de FUNDAE, tanto presenciales como online. Si quieres saber más al respecto, accede a nuestra página de cursos para empresas o ponte en contacto con nosotros.


¡Contáctanos!

 

No Comments

Give a comment